¿Son recomendables las verduras congeladas? ¿Tienen menos vitaminas?

  Publicado el   por   Sin comentarios

Verdura congelada propiedades

Habitualmente recomiendo el consumo de verduras frescas de temporada, pero hoy quiero hablaros de las verduras congeladas, un producto muy presente en las cestas de nuestros hogares.

Son cómodas porque ya vienen lavadas, cortadas y preparadas para el consumo, las puedes encontrar todo el año en el supermercado y económicamente son muy asequibles, calidad y precio van de la mano.

¿Las verduras congeladas pierden propiedades siendo peor que las frescas?

Estos productos conservan muy bien sus cualidades nutritivas y organolépticas ya que se cosechan, se procesan y se ultracongelan.

Normalmente la cosecha se hace en el momento idóneo de producción, en plena temporada, cuando la verdura está en su mejor momento a nivel nutricional y organoléptico y, al haber más abundancia, el precio es más económico.

Cómo se elaboran

Las verduras se recolectan y se llevan directamente a fábrica, allí se limpian bien, se lavan, eliminando la tierra o suciedad y las partes no comestibles. Después se someten a un tratamiento de escaldado que detiene el proceso enzimático, elimina microorganismos potencialmente dañinos y así las verduras quedan higienizadas.  También en esta fase de escaldado se produce una pequeña pérdida de vitaminas del grupo B y C. Es curioso, pero esta pérdida nutricional es menor en este proceso que muchas veces en el almacenamiento y distribución de las verduras frescas.

El siguiente paso es el de la ultra congelación, en la cual se forman cristales de hielo pero más pequeños que en la congelación casera. En este artículo te expliqué cómo se forman. Con este tipo de congelación tan rápida se consiguen cristales microscópicos de hielo que no alteran prácticamente las características organolépticas del alimento.

Cómo cocinar las verduras congeladas

Es importante leer las recomendaciones del fabricante, pero por regla general deben cocerse en agua hirviendo y sin descongelar previamente. La cantidad de agua es primordial que no sea excesiva así se minimiza la pérdida nutricional. Yo te recomiendo que utilices el agua de cocción de las verduras congeladas para hacer otras preparaciones como sopas, guisos, arroces o cocción de pastas.

También encontramos ahora otro tipo de verduras congeladas que se pueden cocinar al vapor o en el microondas.

Una vez has cocinado este tipo de verduras es importante que no las vuelvas a congelar, ya que se pierden muchas cualidades como la textura, el sabor y el color.

¿Cómo seleccionarlas en el supermercado?

Es importante que el contenido del paquete de verduras esté suelto y sin escarcha, esto demuestra que no se ha roto la cadena de frío. Cuando veas que el paquete está hecho un bloque, deséchalo, ya que al romperse la cadena de frío, se ha producido un exudado de agua que al volverse a congelar queda rodeando la verdura y formando un bloque de hielo. Normalmente esta verdura ha perdido bastantes nutrientes y sobre todo ha perdido textura, color y sabor, no siendo agradable al paladar.

Es elemental comprobar la fecha de consumo preferente y tener en cuenta que en casa podremos conservarlas en el congelador aproximadamente de 6 a 9 meses.

Piensa que los congeladores caseros suelen congelar a -18ºC, con lo que si quieres hacer tú el proceso de conservación en frío, van a quedar un poco peor que si las compras ya ultra congeladas, ya que los cristales que se forman en congelaciones más lentas, son  más grandes y suelen cambiar mucho las cualidades organolépticas.

Cuando hagas la compra lleva siempre bolsas isotermas para transportar las verduras congeladas, de esta manera evitarás que se rompa la cadena de frío. Es más, estos artículos deberías de incorporarlos a tu carro al final de la compra para evitar que se vayan descongelando mientras compras el resto de tu lista de ingredientes.

Otra cuestión serían las verduras congeladas pero que van precocidas, tipo salteados de verdura con alguna proteína, normalmente contienen más carga de sal y de grasa (no siempre saludable), con lo que no las recomiendo como puedo recomendar las verduras sencillamente congeladas.

Te animo a consumir productos frescos y de temporada, siempre y cuando no los tengas mucho tiempo en la nevera, perdiendo sus cualidades nutricionales. Pero si tu ritmo de vida te impide conservarlos bien en casa o utilizarlos en su momento idóneo, te recomiendo comprar este tipo de verduras congeladas que están muy bien, ya que los procesos de cosecha y elaboración ayudan a conservar mejor sus cualidades nutricionales y además te facilitan el trabajo en casa.

Categorías: Blog, Nutriconsejos

Geles

Autor: Geles

Mi nombre es MªÁngeles Cano Villalba, pero llámame Geles. Soy Dietista-nutricionista y cocinera aficionada. En Natural Castelló voy a ayudarte a cuidar tu alimentación y tu salud.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *